20 de septiembre 2020 , 11:11 p. m.

Más peligrosos que jóvenes inconformes, son los políticos corruptos.

Los peligrosos son los políticos corruptos, los oportunistas, los populistas, no los jóvenes.

Los peligrosos son los que mienten y abusan del poder en cualquier nivel y desde cualquier orilla, para conservar sus privilegios mal habidos. 

Los peligrosos son todos los mafiosos, incluidos los de cuello blanco, dedicados al aprovechamiento de las rentas ilegales. 

Los peligrosos son los que destruyen el medioambiente.

Más peligrosos que los jóvenes que protestan, son aquellos que los manipulan para convertirlos en carne de cañón, incitándolos a comportamientos violentos, así como aquellos que generalizan los desafueros de unos pocos para extender un manto peligrosista a toda la juventud, estimulando el ejercicio de violencia y represión contra ellos. 

Los jóvenes son pacíficos y a la inmensa mayoría de los jóvenes de Colombia les repugnan el vandalismo y la violencia. Los jóvenes de Colombia son nobles, talentosos y buenos. Su tolerancia frente a los excesos de fuerza, frente al ejercicio arbitrario del poder y todo lo que huela a corrupción es cero.

Leer más

Recommend to friends
  • gplus
  • pinterest

Leave a comment